Cómo actuar en caso de crisis matrimonial

¿Cómo actuar en caso de crisis matrimonial?

Si buscamos en el diccionario la palabra crisis, vemos que se define como: “un cambio profundo y de consecuencias importantes en un proceso o una situación”. En la unidad familiar se pueden producir estos cambios y, como tales, hay unas consecuencias, que de algún modo; pueden paliarse si adoptamos desde un inicio las medidas adecuadas.

Lógicamente trataremos este asunto desde una perspectiva jurídica, dejando de lado los aspectos sentimentales y psicológicos.

Cuando la pareja decide poner fin a su unión es importante que puedan sentarse; y decidir cómo quieren formalizar su ruptura. Si la pareja ya lo tiene claro, el abogado se limita a ordenar y plasmar jurídicamente; lo que ellos ya han tenido a bien pactar.

Pequeños desencuentros en una crisis de pareja.

A veces las parejas tienen pequeños desencuentros pero en lo básico están de acuerdo. Allí, la figura del abogado también se hace necesaria a fin de que pueda reconducir la situación y se llegue a un acuerdo beneficioso para todas las partes. Puede ser que los miembros de la pareja tengan un mismo abogado o bien que cada uno de ellos tenga el suyo propio e igualmente se termina con un acuerdo entre los cónyuges.

Este acuerdo deberá llegar plasmado mediante un convenio regulador de la separación o el divorcio; documento en el que se recogerán, entre otras medidas, las siguientes: a) atribución de la guarda y custodia de los hijos; b) asignación de la vivienda familiar; c) pensión de alimentos a los hijos; d) liquidación del régimen económico matrimonial; e) fijar o no una pensión compensatoria a favor del cónyuge a quien la separación/divorcio le desfavorezca económicamente en relación a la situación que tenía durante el matrimonio. Una vez firmado el convenio, que ya es efectivo desde la firma, se presenta junto con una demanda al juzgado, que convocará a los cónyuges para la ratificación y, finalmente, dictará sentencia.

¿Cómo actuar en caso de desacuerdo total entre el matrimonio?

Si no hay acuerdo posible por parte de los cónyuges, se acudirá al procedimiento contencioso; consistente en la presentación de una demanda de divorcio por el cónyuge que quiere obtenerlo. En este escrito, se piden una serie de medidas (las referidas en el apartado anterior). Habrá una vista (reunión en presencia del Juez de las partes y sus abogados) donde se deberán defender las razones por las que se piden tales medidas, y finalmente, el Juez decidirá.

En todos los casos anteriores se hace necesario acudir al auxilio de un profesional, desde el inicio. A veces, la gente no se acuerda de que el experto en derecho es el abogado (no el cliente, ni un amigo del cliente, (ni google). Se hace raro pensar que si tenemos un problema médico, iríamos a la consulta del doctor; y le indicaríamos lo que nos tiene que recetar o qué tratamiento seguir. Y todo probocado por lo que nos han dicho o bien se ha leído en internet o en los periódicos/revistas.

Los profesionales del derecho, como los de nuestro Bufete, aplicarán desde el inicio el tratamiento a seguir; para poder solucionar la crisis y que las medidas adoptadas sean las óptimas para nuestro cliente.

Para más información; puede ponerse en contacto con nosotros:

Solicitar información
2018-11-19T13:39:51+00:0019, noviembre, 2018|Derecho de familia|

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies